miércoles, 26 de enero de 2011

Nunca te Olvidaré Canela


Buenos días a todos, aunque lo de buenos es un decir, hoy quiero compartir con vosotros una noticia que a mí me ha roto el corazón. El pasado día 24 tuvieron que sacrificar a una de mis perritas y no me pude despedir de ella. Bueno voy a contaros la historia desde el principio.
Hace casi 14 años tenía autentico pánico a los perros, es por eso que mi padre decidió comprarme uno, así a la fuerza tendría que perder ese miedo. Nos recorrimos montones de tiendas de animales en Vilafranca del Penedés, recuerdo a un cocker negro precioso que quería que me lo llevara a casa pero algo me decía que ese perro no era para mí, aunque era un amor. Entonces pasamos por delante de una zapatería en la que tenían una sección que vendían pajaritos, y entre todos esos pájaros estaba ella, mirándome con mala cara y con esa lengüita que medio asomaba por la boquita. Le dije a mi padre –quiero ese- así que entremos y pusieron a ese pequeño cachorrito de 2 meses en mis brazos, aunque ya desde el primer momento no le caí bien a la perrita pues no quería venir conmigo, todavía recuerdo lo que pagó mi padre por ella, 10.000 pesetas. Una vez en el coche fui notando que ese perro era muy puñetero, pues como yo no le gustaba se me hizo pipi encima… siempre ha sido muy puñetera, jejeje. Cuando lleguemos a casa decidimos que se llamaría Canela, todavía no tenía ni canastilla para que durmiera ni nada, así que la metí en una cuna de juguete para que no se escapara. En esos momentos mi padre me explicaba las normas que debía seguir con la perra en casa, una de ellas era –el perro tiene prohibido subir al sofá- antes de que terminara la frase oímos unos ronquidos, nos dimos cuenta de que la perrita no estaba en su cuna (a día de hoy sigo sin saber cómo salió de ella) y sin saber como lo hizo se subió al sofá y se puso a dormir detrás nuestro. Luego llegó mi madre de trabajar y se enfadó mucho porque compramos a la perrita, aunque al cabo de una semana ya no se separaba de ella para nada. Yo conseguí perder el miedo a Canela, pero el resto de perros seguían dándome pánico, es por eso que al cabo de un año paseando nuevamente por Vilafranca en el mismo escaparate en el que vi a mi Canelita estaba la perrita que a día de hoy vive conmigo, mi Betty. Bueno, como esta historia es sobre Canela centrémonos en ella. Cuando la perrita pequeña cumplió su primer año empezó a haber celos entre Betty y Canela, no paraban de pelearse, y si las dejabas eran capaces de matarse : ( Las llevamos a un centro de adiestramiento del cual estoy muy descontenta por su trato con los animales, allí donde unos pueden ver disciplina yo veo un maltrato a los animales, hay muchas maneras de adiestrar a un animal que no tienen que pasar por molerlo a palos, se me partía el alma cuando veía como pegaban a mis perritas, yo gritaba al adiestrador, creo que lo odiaba con toda mi alma por lo que les hacía, total, para que al final no sirviera de nada, nos llamaron del centro para decirnos que teníamos que llevarnos a las perritas porque Canela se negaba a comer y estaba muy triste, diría que desde que la dejamos en el centro se le creó un trauma, tenía mucho miedo al abandono. Como no conseguimos que las perritas dejaran de pelearse decidieron regalar a Betty, creo que no había llorado tanto en la vida como el día que me dijeron que la regalaban, Betty era la que siempre estaba conmigo, mi mejor amiga, pero afortunadamente el chico que se comprometió a llevársela nunca apareció y si lee esto cosa que dudo, quiero que sepa que le estaré eternamente agradecida por no haber venido a buscar a Betty. Pasaron los años y teníamos que tener a las perritas siempre separadas porque los celos iban en aumento. Un año empezó a nevar y bajamos a la calle a jugar con los perros, nos divertimos muchísimo, pero Canela se puso enferma, el frio de la nieve le causó un resfriado tremendo de cual nunca se recuperó al 100%, desde entonces tendría dificultades respiratorias hasta que muriera. Siguieron pasando los años hasta que un día mirando a Canela le digo a mi madre –mama mira la Canela, que vaga que es, no para de sentarse jejeje- siguió transcurriendo el día y la perrita no paraba de sentarse cada dos pasitos que daba, por la noche ya vimos que algo malo ocurría cuando de golpe empezó a arrastrarse con las patitas de adelante. Fuimos corriendo al veterinario de urgencias y de ahí la llevaron al hospital veterinario de Molins de Rei. Nos contaron que teína una hernia en la espalda y que aunque la operaran no había ninguna garantía de que volviera a caminar, incluso nos plantearon la idea de sacrificarla. Aún así mis padres apostaron por ella, y se recorrieron varios bancos de Barcelona para que les concedieran un crédito para operar al perro ya que era una operación muy costosa. Finalmente la operaron y poco a poco le hicimos rehabilitación en casa para que recuperara la sensibilidad, yo le hacía cosquillas en las patitas de atrás y se enfadaba, pero eso era bueno, señal de que algo sentía. Al tiempo empezó a salir a la calle pero no quería caminar, hasta que un día un vecino estaba merendando un bikini, Canela lo olió y empezó a caminar. Se me saltaron las lágrimas al verla moverse por fin. Los médicos quedaron gratamente sorprendidos al ver todo lo que había mejorado. Siguieron pasando los años y ya empezamos a llegar al final de nuestra historia. Yo me marché de casa hace un año y mis padres se mudaron a Murcia, pero cambiándose de casa cada dos por tres, y eso para un perro con miedo al abandono es malísimo, le provoca un nivel de estrés tremendo, cada vez que veía una maleta se metía dentro para que no te olvidaras de ella. Hace una semana empezó a beber agua sin parar y orinaba y defecaba sin darse cuenta. El lunes 24 dejó de mover las patitas de atrás y mi padre decidió que ya estaba sufriendo demasiado y que era hora de sacrificarla. Yo me enteré de esto el día 25 y me duele no haberme podido despedir de ella. Aunque sin saber que había fallecido el 24 por la noche soñé con ella, que mis padres me la traían para que me despidiera porque la iban a sacrificar, pienso que de alguna manera ella vino a despedirse de mí en ese sueño.

Después de explicaros la vida de mi perrita solo me queda decir dos cosas. Nunca te olvidaré y estés donde estés TE QUIERO.


P.D: Queria poner más fotos pero no se que le ocurre al escaner y no lo detecta.

73 comentarios:

Patricia dijo...

Ya lo siento Sara, pero al final era lo mejor para Canela, es mejor que sufras tú ahora, que no verla a ella sufrir de dolor y llegar al mismo final. Una historia muy bonita, la verdad es que se les llega a querer tanto como a las personas, aunque no haya tenido animal propio nunca, más que un patito amarillo, pero me dio mucha pena cuando murio.
Muxus

Carmela (Sunflower) dijo...

Sara cielo cuanto lo siento, espero que allá donde esté sepa que era muy querida. Muchos besos mi niña.

CAN JOAN I SARA dijo...

Lo siento Sarita.
No puedo decirte nada más, etoy llorando como una magdalena por esta historia tan linda que viviste en ella.
Animo y besos.
Sara

Glo dijo...

Hola guapísima, lo siento mucho por ti, ya que Canela estará ahora mucho mejor. Es lo malo de los animalitos, se les quiere taaanto!!! Lo siento de verdad!!!

Un besoteeeeee!

mjcoria dijo...

Lo siento Sara de verdad, pero para que veas lo que ella te quería tb que fué a despedirse de tí y siempre estará contigo :)

Muchos besitos

Beabo dijo...

Lo siento muchísimo. Se muy bien lo mal que se pasa pues hace unos años se murió mi Laika y, a día de hoy, y aunque tengo otras dos pequeñinas, la hecho muchísimo de menos. Te dan tanto que, al irse, te dejan un vacío dificil de llenar.

Su dijo...

LO SIENTO

Ziges dijo...

Hola sara, cuanto lo siento, es verdad que son momentos malos que hay que pasar, pero piensa que es lo mejor para ambas,siempre la tendrás contigo.
Un saludo

Anónimo dijo...

hola primaa, lo siento mucho por lo de la canela y tbn lo siento por mi pajaro les queria muchissimo a l@s dos jeje pero bueno almenos las dos sabemos que estaran alli con la yaya isabel :) y ella cuidara de ellos mientras ^^ tk prima besitos.. tu ya sabes quien soi tkm !!

Marta y Cris dijo...

Ohhh nena LO SIENTO MUCHOOOO
Te mando un abrazo y un beso enorme
¡¡ANIMO!! y aunque sea duro, piensa que es lo mejor para ella, así no sufrirá más

Anniki dijo...

Como lo siento Sara! Pero era mejor que si estaba sufriendo, eliminar su sufrimiento, pobre :( Sé como te debes sentir, aunque en casa somos más de gatos, bueno somos un zoo (8 gatos y 2 perros) los queremos a todos muchísimoa y tb hace medio año perdimos a un perro Fox que llevaba muchos años con nosotros, la verdad es que él se murió por si sólo, pero después de muchas hemorragias de sangre, ni con transfusiones hubo manera.... de verdad que lo siento y sé como te debes sentir! Si necesitas algo no dudes en decirlo y mucho animo que nos tienes a todos aquí!!

Gloria dijo...

Todos los que hemos pasado por ese trago, te entendemos muy bien.
Lo siento mucho guapa,solo nos queda el tiempo que pasamos juntos, y eso no hay quien se lo lleve.
Un beso

debuencomeryalgomas dijo...

lo siento muchooo,se lo que es porque a mi me paso igual con una que tenia y no me pude despedir tampoco,pero pienso que por lo menos dejo de sufrir,aunque me hubiera gustado poder despedirme,seguro que este donde este te hara compañia y sus recuerdos siempre estaran contigo.muchos animos guapa.

jose manuel dijo...

Lo siento por tí y por tu perrita.

Saludos

Espe dijo...

un besote gordo

Bego (samira) dijo...

Lo siento mucho Sara :-(

Seguro que Canela esté dónde esté sigue percibiendo tu amor.

Besinos llenos de ánimo.

La cocina de mi abuelo dijo...

Sarita te entiendo perfectamente, yo tuve una perrita de pequeña que la amaestre para que cuidase de mis primos pequeños mientras yo jugaba en la calle, y cuando despertaban me venia a avisar y yo iba corriendo a buscar a mi abuela y asi quedaba la mar de bien pues la prima mayor en vez de ir a jugar se quedaba con los pequeños, jajaja, cuando murio me dio tanta pena que desde esa nunca más quise perritas, siempre tuvimos perros grandes.

un beso muy fuerte.

sebeair dijo...

Sara lo siento mucho sé cuanto se les quiere y cuanto se les añora porque ya hace unos seis añso que perdí al mio y no creo que vuelva a tener ningún perro más y encima el sentimiento de culpabilidad que me quedó, besitos guapa.

Hugo, Naiara e Iria dijo...

Cuanto lo siento Sara, nosotros tenemos un perro, Boss, y es uno más en nuestra pequeña familia. Se les quiere tanto, que duele mucho cuando se van. Por eso tienes que acordarte de ella con una sonrisa, porque te ha echo muy feliz.
Un besito

ane dijo...

Lo siento mucho Sara...Besos

cristina dijo...

sara se me han saltado las lagrimas al leer la historia por desgracia la vida es asi y se nos terminan llenodo los seres queridos , siento que tu perrita haya sufrido tanto pero seguro que fue muy feliz y fue lo mejor para que no sufriera mas eso tuvimos que hacer con ryan nuestro conejito sacrificarlo porque estaba sufriendo mucho y cuando me paso lo de mi gata aunque estaba muy apenada y me dolia mucho sabia que si iva a sufrir preferia acabar con su dolor na mas de pensarlo me da escalofrios en fin que animo preciosa y alli en el cielo de los animales estan todos esos seres queridos que nos han dado su cariño incondicionalmente sin pedir nada a cambio

un beso mi niña

Carmela dijo...

Lo siento mucho Sara. Yo también tuve una perrita samoyedo que creció con mis hermanas y conmigo y nos dió muchísima pena cuando murió hace 2 años. Estaba muy mayor, se atragantó comiendo y ya no se pudo hacer nada por ella.
Si tu perrita ya estaba sufriendo es lo mejor que podéis haber hecho.

Un abrazo

Tito dijo...

Sariñaaa, como lo siento. Es una pena cuando una mascota que lleva toda la vida con uno se va. Es como uno más de la familia, por lo menos así lo siento yo.

Ahora estará en el cielo de los perros. Y ya ha dejado de sufrir, míralo así!

Un besiño Sara.

El Oteador de los Mercados dijo...

Lo siento muchísimo Sara... pero ha sido lo mejor para Canela. Cuando empiezan a estar mal, y los ves sufrir sin necesidad, porque sabes que no van a mejorar... lo mejor para ellos es sedarlos.
Es muy cruel hacerlos sufrir innecesariamente.
A mi me pasó igual con una pareja de siameses (macho y hembra), cuando cumplieron los 18 años, empezaron a venirse a bajo a toda carrera y hubo que sedarlos. Fue lo mejor.
Ahora tengo a la blanca, una gata heredada, un tanto bobona, pero muy buena.

GmiK dijo...

Lo siento mucho Sara... y te entiendo perfectamente. Te voy a contar mi historia, porque siempre es algo que llevo dentro y la verdad...tengo que sacarlo aunque inténtaré ser breve...

Mi ilusión, desde bien pequeña ha sido tener un perrito, exáctamente un pastor alemán, pero mis padres nunca han podido darmelo, por problemas alérgicos de mi madre. Pero bueno, hace ya bastante tiempo que mi chico se trasladó a donde yo vivía con mis padres y en unas navidades me regaló, un perro, ese "algo" que tanto ansiaba y que estaba segura de que llenaría ese huequecillo que tenia yo por ahí. Y no fue más la sorpresa cuando vi a un cachorrito de pastor alemán de menos de un mes. (Lo tuvieron que separar de la madre porque al criador si se le puede llamar así, no le venía bien tenerlo......). Krom que así se llamaba era mi protección, mi cura, mi amigo, mi guardian...no he visto a perro más noble, cariñoso...y hasta tontorrón!! Al poco de tenerlo, con unos 5 ó 6 meses, mi chico y yo observábamos que anda "raro". Así que fuimos al veterinario (otro como el criador). Nos dijo que lo que el perro necesitaba era calcio para los huesos y que debido a que no se le estaban desarrollando bien, tenia esos "andares raros" que le observábamos. Pues bien, Krom creció, y cumplio un añito. Ha sido el mejor año de toda mi vida. Cuanto disfrutamos juntos. Me volqué con él y él conmigo. Éramos el dúo perfecto. Pero seguia con su cojera. Decidimos llevarlo a un veterinario especialista en huesos...y nos comentó que debido al calcio que el anterior veterinario nos obligó a darle, sus huesos se habían solidifcado antes de tiempo lo que le habría ocasionado que un hueso estuviera más alto que otro. No había remedio, no nos recomendó ni operar...Pero mi Kromi aguantó como un campeón. Y sucojera no le impedia correr, saltar, caminar...nos acompañaba a todos los sitios que íbamos y siempre estaba dispuesto, el primero vaya!.
Una tarde de verano de hace 2 y pico años...salimos como de costumbre, con la fresquita, a pasear por el campo....de repente Krom no podía andar....iba arrastrando las patitas traseras. No sabíamos lo que le pasaba. Mi chico fue corriendo a por el coche para llevarlo a un veterinario, yo me quedé con él. No andaba...se tiró al suelo...no podía con él...la gente pasaba y nos miraba raro. Nadie se paró a preguntar ni ayudar, cuando veían que estaba intentando cogerlo para poder llevarlo a un sitio donde le diera fresquito y darle un poco de agua...No sabía lo que le pasaba y mi primer instinto fue ese...
Mi chico llegó...y no se de donde saqué fuerzas ni como pero levante a Kromito lo tumbé en el coche y en ese momento vi brillar sus ojitos, que me miraban agradecido....Luego los cerró y ya no los volvió a abrir........

A día de hoy sigo sin creerme que aquello fuera real, porque los veterinarios no vieron nada raro, es como si el corazón se le hubiera parado...nos decían.
Al tiempo nos encontramos con ese criador, despues de habernos enterado de que gran parte de la camada donde nació Krom había muerto de forma similiar y cuyo padre también.....No nos había dicho que tenía una enfermedad congénita de corazón.....
Lo cierto es que no me arrepiento de nada...y mira que pagamos lo suyo al "criador" (600 euros), que para mi fue el dinero mejor invertido, porque lo que me aportó...no podrá hacerlo nadie...

A día de hoy y con cerca de 2 añitos. TEnemos a Kora, una cocker negra como el carbón. Alegre, juguetona...que nos alegra la vida un poquito más. Sin olvidarnos de Krom, pero a la que queremos muchísimo!!!!

Pero nosotros sabemos que Krom siempre estará ahí. SOn muchas las noches que sueño con él. Yo creo que es la forma en que nuestros eres queridos y mascotas, por qué no?, se comunican con nosotros, para hacernos saber que auqnue no los veamos están ahí...

Bueno...creo que me he alargado pero tenía que compartirlo...perdona la extensión...

Besos!

Anónimo dijo...

lo siento mucho,y se lo que es eso pue mi se me fue mi blanquita hace 2añosy lo pase muy mal,alas 2 semanas me trajo mi hijo otro perro de casi 2 meses le llame yako pero despues de un año ypico intentando que se agostumbrara a quedarse solo en casa no lo conseguimos,cada vez que salia temia llegar a casapor que no sabia que trastada me iva a encontrar,un sabado sali a comprar al super y cuando volvi me habia destrsado lapuerta de la calle y decidimos drlo en adopcion y lo he pasado muy mal dos veces he urado que en mi casa ya no entra ningun animal

LA COCINERA DE BETULO dijo...

Sara, no sabes cuánto lo siento, sé que es una experiencia horrible que sin conocerla ya me arranca las lágrimas y aunque te digan que así ya no sufre eso no quita tu pena.
Por cierto, cómo sigue tu abuelo?
Deseo de corazón que mejore.
Besos guapetona.

Mª Luz dijo...

Sara lo siento mucho, yo adopté a un perrito abandonado hace casi 5 años y es lo mejor que he hecho nunca!!!!se que se pasa muy mal, pero ánimo!!Un beso fuerte

María Jesús dijo...

Lo siento, se pasa mal cuándo nos falta un ser querido.
Un beso:)

Anónimo dijo...

lo siento mucho por lo de tu perro gmik att:laura

Maria Teresa dijo...

Sara cariño, siento muchisimo lo de Canela, lo dan todo sin pedir nada, siempre a tu lado y con cariño.
Siempre vas a tener su recuerdo y poquito a poco lo iras superando, eres muy joven ,pero ya veras como es asi.
Un beso enorme y un abrazo fortisimo.
Sabes que aqui estoy.

Belén y Bego dijo...

Sara, siento mucho lo de Canela. Piensa que ha sido mejor para ella para que no sufriera y que mientras ha estado con vosotros ha sido feliz.

Ánimo guapa!

Bsos

PANDORA dijo...

Se me han saltado las lágrimas leyendo la historia de tu Canela.
Que quieres que te diga, creo que por muchos "lo siento" que oigas, nada podrá mitigar ese dolor que se siente.
Ya te comnenté que tengo a mi Pipo muy mayor. De momento está bien a pesar de sus achaques (cataratas en un ojo, la boquita mal, el corazón mal y artritis) pero cada día que pasa tengo miedo, así que al leer tu historia se me han puesto delante todos mis miedos.
Lo único que consuela es pensar lo feliz que fué y la suerte que tuvo con la familia que le tocó. No muchos pedirían un crédito para operar a su perrito, te lo aseguro. Y por tus palabras se ve que le sobró amor.
Así que piensa que en el cielo de los perros, estará muy feliz.
Besos fuertes y mucho ánimo.

Alicia dijo...

Sara, guapa, desde aquí te mando un besazo bien grande y todo mi ánimo... porque se como te sientes!!!! cuanto les llegamos a querer y como se les echa de menos!!

Besots y animo

noelia dijo...

lo siento en el alma cariño!!que hitoria tan preciosa habeis vivido y asi tienes que recordarla,ella estara en el cielo de los perros,donde seguro estara mirandote y lanzandote lametones siempre,un beso grande

Sara dijo...

Pues ya sabes de mi pasión por los cuatro patas, así que poco puedo decirte más que lo siento muchísimo nena, mucho, mucho.
Soy una loca de las protectoras y mi casa sirve, en muchos casos, para hacer de casa de acogida hasta que encontramos un dueño, estoy totalmente en contra de la venta de animales así que "mis nenes" tienen cada uno de ellos una historia de llorar.
El día que puedas te aconsejo visitar una protectora y llevarte, con toda la responsabilidad, un perrito a casa, ya me contarás...guapa...cuidate.

Victoria dijo...

Muchisimos ánimos Sara! Y un abrazo muy muy fuerte.

Curra dijo...

Sara prciosa se me h erizdo el vello del cuerpo.
Yo acompañe a mi perrillo, Bola, se llama a que le sacrificaran. Despues de dos meses con un cancer y sufriendo mucho, tomé la decisión.
Fue dolorosísimo y estuve con él mucho tiempo, hablandole, parecía dormido.
Aún después de casi una año de esto, le sigo oyendo en casa y llamádole.
Un dolor grande y una tristeza infitnita, que con el tiempo se siento mas leve, aunque no lo olvides en la vida.
Le echo de menos cada día.
Un abrazo muy fuerte

Elena dijo...

Sarita, al ver las fotos de Canela, me he puesto a llorar y todo, imagino como puedes estar...a pesar de que no tengo a mi lado a mi perrita pupi, ´sé el cariño que se les coge, tanto o mas que a las personas... te entiendo perfectamente, aqui me tienes para lo que necesites. Besos.

Loli dijo...

Caray Sara cuanto lo siento, siempre es dolorosa la perdida de un ser querido y mas aun cuando no has tenido la oportunidad de despedirte. Animate mujer que a tu mascota no le gustaria verte triste no??
Un abrazo.

Filo dijo...

Lo siento cariño, es lo peor que nos puede pasar se llega a querer tanto a un animalito, nostros sufrimos mucho cuando nos desaparecio Riky nuestro precioso gato, ahora tenemos tres no quiero pensar el dia que falten, animate guapa, besos

Paulittta dijo...

Sara, lo siento mucho. Me he emocionado mucho leyendo tu historia, gracias por compartirla con nosotros, ha sido un gran aprendizaje del amor a los animales. Te lo digo porque nunca he tenido un animal en casa y leyéndote he podido vivir un poquito tu historia.

Mucho ánimo y bessissss

Amanda dijo...

Se me cane las lagrimas. Sé perfectamente como te sientes. Ojala muchos animales fueran tan feliz como canela lo ha sido con ustedes.
Besitos.
;-D

capisi dijo...

Lo siento mucho ,como se quiere a los animales que a veces son incluso mejores que algunas perosonas un beso y animos que seguro ella no ha sufrido.

kisa dijo...

Sara te he leído y no veas como te entiendo, ellos se hacen un hueco tan grande que no es un simple perro es uno mas de la familia , es muy triste ver que lo pasan mal y tomar decisiones que no te gustaría pero no queda otra , lo peor es como tu dices el no haberte despedido de ella.
Ami este verano me ha pasado lo mismo , tenia mi perro 14 años una raza de rotwailer con pastor aleman .. ya lo se una mezcla rara se llamaba Mabrú y empezó a ponerse malo le costaba subir las escaleras pero el jodio ganas de jugar tenia y comía bien , teníamos pensado irnos de vacaciones y antes de irnos lo llevábamos a la veterinaria para ver si podía dejarlo es u residencia de verano y me dijo que tenia tumores por todos lados pero que el perro iba a estar bien y que podíamos irnos sin problema ya que rean pequeños , a los 6 días de estar de vacaciones nos llaman de la residencia diciendo que esta muy mal que se esta muriendo y que hay que sacrificarle ..... yo no me lo creía , a mi marido le dijeron que los tumores se habían expandido a una velocidad increíble y que estaba sufriendo mucho.
Mi pena es no haber estado ali con el nosotros estabamos en galicia y el en madrid aunque hubiéramos ido, no llegaríamos a verle ya que no aguantaba mas , han sido unas vacaciones que no quiero recordar y lo peor llegar a mi casa y no verle allí , ahora todavía le echo mucho de menos y procuro estar ocupada en la cocina o en otras cosas , para no ponerme triste y hay veces que le recordamos con sus locuras y sus manias y nos echamos a reir.
Eso es lo que tienes que hacer recordar a Canela con una vida plena que ha tenido con vosotros y ella estaba encatada de haber estado con vosotros y darle todo a Canela
Mil besossssss

Elixabet dijo...

Lo siento muchisimo guapa, la verdad es que si estaba sufriendo ya era lo mejor, se me han saltado las lagrimas, nunca he tenido un perro pero se que se les coge cariño como a una persona, o incluso mas porque ellos nunca se enfadan... En fin amigo guapa!

Besos

Carme - cocina con sabor dijo...

Lo siento mucho Sara...

Besitos guapa

Raquel dijo...

Lo siento mucho Sara, piensa que Canela ahora esta mejor sin ningún dolor. Mucho ánimo y un gran beso

Anica dijo...

Madre mia Sara....q penita....q lloros, no puedo leer estos post, porque me acuerdo de mis perritas....y como te entiendo....en fin....sabes q? ahora estara en el cielo de los perros, sin que le duela nada,y jugara con mi Sugar y con mi Harley y con todas las mascotas de los bloggeros que te hemos dado animos hoy aqui.....porque te entendemos perfectamente....animo....


http://anicaensucocina.blogspot.com/

MªJosé dijo...

Lo siento guapíisma, a los animales se les coge mucho cariño y luego es muy duro para el ser humano cuando no están junto a ellos, me imagino y entiendo lo que estás pasando.
Muchosss besoss y abrazossss

Alma dijo...

Lo siento muchísimo, de corazón. El año pasado estuvo enferma la perrita de Andrew y lo pasamos fatal así q no quiero ni pensar cómo lo debes estar pasando ahora... Te mando mil besos y mucho ánimo. Seguro que Canela está jugando más que contenta y sin ningún dolor allá donde esté.

jessica dijo...

Lo siento mucho Sara,alli donde este sabe que ha sido muy querida,a mi tambien se me murio mi perra IDRA lo pase muy mal,tambien otra que me la regalaron cuando se murio mi perra que tambien se fue INKA y ahora tengo a mi yanka que la quiero con locura y no quiero pensar que me va a pasar lo mismo,yo se que toda la vida no me va a durar pero seria un palo muy grande para mi,cielo animo y te comprendo muchisimos besos

mar dijo...

lo siento muchísimo, yo que tengo perros te entiendo, a la perfección. Si te soy sincera, no he leído enteras tus palabras, ni siquiera la mitad porque no podía, se me encoge el corazón y me produce una angustia..yo cuando me muera quiero ir al cielo de los perros como dice la canción, que son lo más fiel y cariñoso que existe. Tuviste la gran suerte de tner a Canela :) es una suerte! que descanse en el cielo

Ague dijo...

Sarita lo siento mucho¡¡¡¡¡desde aquí te mando un beso enorme y todo mi apoyo cielo,me emocioné con la historia¡¡¡¡¡¡ muchísimo ánimo y supongo que betty se habrá quedado triste también.
Mil besitos cielo.

isabella dijo...

mi niña siento mucho lo de tu perrita,no he podido ni terminar de leerlo porque me ha recordado mucho cuando el mio nos dejó,mucho ánimo guapa,comprendo por lo q estas pasando,besotess!!
Te invito a q pases por mi blog,está recien salido del horno ^^
http://laranadeazucar.blogspot.com/

MªJose-Dit i Fet dijo...

Todos los que hemos tenido animalitos y los hemos perdido entendemos perfectamente como te encuentras...yo soy muy poco animalera y en cambio queria mucho una perrita que nos encontramos perdida...un besito guapa, lo siento mucho...

SUSANNA dijo...

hola guapa tu

lo siento mucho, de verdad, a mi me gustan muchos los animalitos en casa tengo bastantes,..y cuando uno nos deja ...paso unos dias fatal, son parte de la familia y de nuestras vidas...

cudiate mucho , mil petonets susanna

Mari dijo...

Lo siento mucho wapa! La verdad que los animales dan mucho cariño, y cuando se pierde uno, se pasa fatal! Pero es ley de vida, y todos tenemos que ir pasando por eso, aunque duela!
Un beso muy fuerte!

Don Camilo y Caldereta dijo...

Sara me he emocionado mucho con la historia de Canela, se me saltan las lágrimas. Cuanto lo siento, yo he tenido animales toda la vida, y se como te sientes cuando se va uno de ellos. Se les quiere tanto, que aunque duela no los podemos dejar que sufran, tenemos que ser valientes y tomar la dificil decisión, aunque sea muy duro porque los queremos. Yo me he despedido de mas de uno de mis perritos, pero nunca los he dejado ni los dejare que sufran.
Te envio todo mi cariño y comprensión, y te animo a sonreir con todos los recuerdos y buenos momentos que Canela te ha dejado. Seguro que ella está en el paraiso de los perros.
bsts. maite

Inma dijo...

Se me ha hecho un nudo!!! Uno de los míos murió hace un año y el otro hace 2 y todavía no lo supero!!
Entiendo por lo que estás pasando y no sbes cuanto lo siento!! Llegarán otros pero nunca se olvida a los de antes!!
Un beso enorme!

Alexandra dijo...

Ostres, ho sento molt. No hi ha millor companyia i fidelitat que la de un gosset. És molt maca la història que has tingut amb la teva gosseta. Recorda-la sempre i ànims! :)

Un petonet!

Xys dijo...

No sabes como te comprendo, Sara. Hace poquito perdimos a un miembro de 4 patas de la familia y duele tanto ... Piensa sólo en lo bueno que ha tenido Canela, en la familia tan estupenda que la ha cuidado y recuerdala siempre buscando ese bikini. Muchos besicos.

Sarita dijo...

Hola a todos, mchisimas gracias por todas las palabras de apoyo y de animo, muchos de vosotros me habeis escrito contandome vuestras historias con vuestros animales, todas ellas preciosas. Lamento no contestar uno a uno los comentarios pero no me veo con mucho animo de hacerlo. GRACIAS A TODOS!

kisa dijo...

Pasate por mi blog que tengo algo muy bonito para ti
mil besosssss

Morguix dijo...

Vaya, lo siento, guapa :(
Estoy segura de que ellos también nos esperan "al otro lado".
Un besote.

TrInI dijo...

Sara, lo siento de veras. Mi marido y yo tuvimos que sacrificar hace un año a su perro por una cosa que le salió en el ojo y le afectaba al cerebro y lo pasamos bastante mal, sobretodo el que se pasó tres meses con depresión. Ahora tenemos a nuestro labrador Yacky que lo estamos criando a la par que a nuestro bebé iker. Un besote y ánimo.

Nunu dijo...

Sara, yo tampoco pude despedirme del primero, pero al segundo lo llevé yo misma a "dormir". Creeme si te digo que todavía lloro cuando los recuerdo y prefiero no haber sabido lo del primero hasta un día después,como tu caso, porque así la familia ya lo había asimilado y paró (lo que pudo) el golpe.
Un beso.

SABORES dijo...

Sara, gente que trate así de bien a los animales hace mucha falta en el mundo. Un abrazo para ti y para tus padres.

Carol dijo...

Hola Sara!
Siento mucho lo de tu perrita, cuando pasan estas cosas duele mucho. A mi me encantan los perros y también tuve una perrita hace tiempo y desde que se murió no he vuelto a tener otra porque se pasa tan mal....

Por otro lado me alegro mucho de conocer tu blog!
Te agradezco la visita al mío y quedas apuntada al sorteo!!

Voy a ver que delicias tienes por aquí... Un besito guapa!
Carol

Gianni Senaldi dijo...

Que puedo decirte
Lo siento mucho.
Tu historia parece mucho a la historia de la perrita de mi madre en la ley.
Yo la queria mucho
Un abrazo Sara

Sarita dijo...

Gracias de nuevo por el apoyo.

Fermin dijo...

No se como pero he llegado hasta aqui, solo decirte que me has hecho que se me saltaran las lagrimas con lo que cuentas.
Yo tengo un perrillo y uffff, no quiero imaginarme ese momento, se les quiere muchisimo.
Animos.

Sarita dijo...

Fermin: Gracias por tu palabras de apoyo, hace dos días tubieron que operar a la perrita que vive conmigo y lo pasé fatal porque es mayor y tenia miedo que no sobreviviera, afortunadamente todo salió bien. Un beso!